Crónica del 15 de enero: reunión con la Concejalía + taller de toma de decisiones

Hace unos días presentábamos la programación de este mes con un ambicioso título, “Enero, un mes crucial para la asamblea”, y es que el cuerpo nos pide ya ir cerrando temas importantes y echar a andar el proyecto.

Llevamos 9 meses de trabajo intenso, pero sobre todo muy productivo. Hemos sumado fuerzas gente muy diversa, hemos mantenido un buen ritmo de trabajo y un ambiente excelente, lo que son tres grandes (y envidiables) pilares para llevar adelante el proyecto de una casa feminista en Valladolid.

ÚLTIMAS REUNIONES CON IGUALDAD Y URBANISMO

La semana pasada mantuvimos dos reuniones “institucionales” para ultimar detalles en nuestra negociación.

En primer lugar, nos reunimos con Victoria Soto, Concejala de Igualdad. Como sabéis, llevamos más de un mes a la espera de que se nos respondan a cuestiones tan concretas como el tiempo y las condiciones de su propuesta de cesión… Sin embargo, el cambio de directora de área (ahora Mónica Martín, también presente en la reunión) y otras cuestiones de la Concejalía han retrasado esta respuesta y previsiblemente conoceremos los detalles a finales de este mes. Lo que sí sabemos es que cuentan con la casa feminista en las partidas presupuestarias para 2018.

En segundo lugar, nos reunimos con el Concejal de Urbanismo, Manuel Saravia, que se comprometió a estudiar la posibilidad de adaptar la casa del conserje del colegio Cardenal Mendoza para que sea accesible para personas con movilidad reducida. Recordaréis que visitamos este local hace unos meses y nos pareció interesante, pero no nos convencían las escaleras que hay que salvar para acceder a la casa. Quedamos por tanto a la espera de que Urbanismo nos dé la valoración de su adaptabilidad.

CONCLUSIONES DE LA ENCUESTA

Recordaréis que cerramos el año con una asamblea de valoración y buenos propósitos, pero hemos querido recoger también los sentires de quienes no pudisteis estar en esa asamblea y durante las Navidades hemos lanzado una encuesta para quienes habéis pasado en algún momento por nuestra asamblea.

Si sois fans de los datos al detalle,  aquí tenéis los gráficos y comentarios de las respuestas, pero por hacer un breve resumen…

  • Tenemos gran diversidad de edades y lo valoramos muy positivamente.
  • Pocas personas han indicado tener personas dependientes a su cargo (pero ofreceremos ludoteca en próximas asambleas).
  • Nos viene bien quedar lunes y jueves a las 19h preferiblemente por el centro.
  • La gente que ya no viene con tanta frecuencia a las asambleas sigue teniendo interés en el proyecto, pero no ha podido sobre todo por cuestión de conciliación laboral, personal y militante.
  • Se valoran muy positivamente las dinámicas de trabajo que estamos utilizando, pero tenemos que cerrar prioritariamente algunos temas importantes (modelo de gestión y espacios mixtos/no mixtos).
  • El modelo de gestión que más nos atrae es la cesión, seguido de cerca por la autogestión, pero no estamos para nada interesadas en un modelo basado solo en actividades puntuales en el Centro de la Igualdad. Queremos un proyecto propio.
  • La idea de un espacio completamente mixto no nos parece atractivo. Hay predisposición a que los hombres puedan venir a determinadas actividades públicas, pero también muchas voces que reclaman un espacio propio para nosotras.

TALLER DE TOMA DE DECISIONES

Dedicamos el último tramo de la reunión a la autoformación, en este caso sobre dinámicas participativas para que nuestra asamblea tenga herramientas para dar cada uno de nuestros pasos de forma consensuada y coherente.

Nos basamos en el libro Micropolíticas de los grupos (descargable aquí) para explicar en primer lugar las diferencias entre voto y consenso.

El voto es un procedimiento en el que suelen decidirse entre dos opciones: la mayoritaria se impone y… las minorías deben someterse a la decisión, sin más. Nosotras queremos superar ese modelo y apostar por el consenso, un procedimiento más complejo pero que permite añadir los matices de todas las posiciones y lograr que todas estemos cómodas con las decisiones tomadas.

A continuación, aplicamos cuatro dinámicas participativas (matriz de preguntas, tetralema, flujograma y coherenciómetro) a cuatro ejemplos divertidos, cotidianos y “no asamblearios” para entender bien el procedimiento de cada una de estas técnicas: desde un cuento sobre un lobo vegano, pasando por la idoneidad de ponerle piña a la pizza (incluso miel…), hasta cómo abordamos la menstruación o qué tal llevamos los propósitos de nuevo año.

No eran ejemplos al azar: seleccionamos estas cuatro técnicas (que hemos extraído del libro descargable Metodologías participativas) porque nos han parecido relevantes para la próxima asamblea del jueves 25 de enero en la que decidiremos definitivamente nuestro modelo de gestión y la (no) mixtura de los espacios.

EL JUEVES 25 VOLVEMOS A VERNOS

Id dándole vueltas al coco a estos dos temas y anotad con letras de oro en vuestras agendas que el jueves 25 de enero hay asamblea a las 19:00 en el Centro Cívico Bailarín Vicente Escudero (c/ Travesía de la Verbena 5).
Será un día señalado para este proyecto, puesto que concretaremos los dos temas que tanto en asambleas como en la encuesta son prioritarios para todas nosotras. ¡No podéis faltar!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s